viernes, 11 de septiembre de 2015

Algarrobo (Málaga)

Algarrobo es una localidad malagueña que está en la comarca de la Axarquía, a unos 37
kilómetros de Málaga y a tan sólo 5 kilómetros, aproximadamente de Vélez Málaga. El núcleo urbano se encuentra en el interior, a unos 3 kilómetros de la playa, teniendo en la barriada de Algarrobo Costa su puerta al mar Mediterráneo. El término municipal tiene una extensión superficial de 9,7 kilómetros cuadrados y está a 65 metros sobre el nivel del mar. La población según el padrón del año 2014, asciende a 6103 habitantes. Algarrobo limita al norte con los municipios de Arenas y Sayalonga, al sur con el mar Mediterráneo, al este con Vélez Málaga y Sayalonga, y al oeste con VélezMálaga. La orografía del terreno está condicionada a la proximidad de las playas, el río Seco y el río Algarrobo conocido como “río frío” hasta finales del siglo XIX.
Historia
La fundación de Algarrobo se remonta a la época árabe, aunque existen pruebas de diferentes asentamientos anteriores en el municipio. Tras la expulsión morisca del siglo XVII la población
quedó mermada ostensiblemente, siendo repoblado posteriormente.
En estudios realizados por los profesores Schubart, del Instituto Arqueológico Alemán y Niameyer de la Universidad de Colonia se ha podido constatar la presencia de diversas civilizaciones en el entorno de los río Algarrobo y río Seco, trabajando de manera especial desde 1967 en la tumba fenicia de Trayamar, ubicada a un par de kilómetros del centro urbano. En la localización del Morro de Mezquitilla, en la costa, existió una ciudad ibérica o de la última época de la Edad del Bronce. Ambas ciudades están ubicadas a unos 30 metros sobre el nivel
del mar, en un promontorio al este de la cuenca del río Algarrobo, la primera y la segunda al otro lado del río. Cuando los fenicios se asentaron en él, era una especie de península situada a la entrada de una antigua ensenada marina que con el paso de los años y debido a la deforestación y el abancalamiento sufrido en la zona dicha ensenada padeció una fuerte sedimentación fluvial que alejó el poblado de la zona costera. La necrópolis de Trayamar está datada a mediados del siglo VII antes de Cristo. Se trata de un enterramiento subterráneo de tipo comunal con dromos o pasillos que permitían bajar los cadáveres por la rampa. Se han encontrado restos de ánforas, cerámicas y otros ajuares que confirman la existencia de un grupo social privilegiado. La presencia romana está demostrada en el término de Algarrobo en una colonia ubicada un poco más al este. Las invasiones bárbaras y tras la caída del Imperio Romano, se produce un desplazamiento de la colonia hacia el interior para buscar el refugio natural de sus montes. Es con la llegada de los árabes cuando se impulsa definitivamente el trazado urbanístico actual, denominándose en aquel instante como Garrobo. El pueblo se encontraba bajo la protección del Castillo de Benthomiz (siglo XI), contando con una mezquita y casas a su alrededor protegidas por una zona amurallada. El trazado similar al que podemos ver en nuestra visita a Algarrobo es de forma irregular con calles estrechas, empinadas y serpenteadas. La toma de la ciudad de Vélez Málaga en el año 1487, hace que otros pueblos cercanos de la Axarquía rindan armas ante los Reyes Católicos. En 1492 se concede a D. Pedro Enríquez los señoríos de Algarrobo, Salares y Benascalera. Tras la expulsión morisca del reino, Algarrobo quedó muy mermado en su población, ordenándose la repoblación de la villa con cristianos viejos y familias de otras regiones españolas. La época liberal de principios del siglo
Ermita Virgen de las Angustias
XIX, hizo que el 18 de julio de 1821, Algarrobo solicitara su propio Ayuntamiento. También se produce un suceso durante la invasión francesa que tuvo especial repercusión: “un tal Segovia junto con un grupo de algarrobeños tiende una emboscada en la cuesta de Cómpeta a una patrulla francesa aniquilando a todos sus componentes. Este suceso llegó a oídos del comandante francés en Vélez que mandó quemar la villa. Cuando los soldados se disponían a cumplir su misión, los vecinos encabezados por el alcalde salieron a su paso consiguiendo convencer al destacamento de que los atacantes eran fugitivos de otras tierras y pidiendo les permitieran interceder ante el Gobernador francés en Málaga para poder revocar la orden del comandante francés en Vélez. Consiguieron un margen de 20 horas para tal cometido. Un joven de la localidad se ofreció voluntario logrando en ese tiempo ir a Málaga, pedir audiencia urgente, convencer al Gobernador y traer el indulto a tiempo de evitar la quema. Cuenta la leyenda que en su misión reventó dos caballos”. Durante la mitad del siglo XIX, el natural de Algarrobo Manuel Melgares Ruíz, formaba parte del grupo de bandoleros del famoso “El Bizco de El Borge”, quienes, según algunas teorías, le darían asesinato en su propia cuadrilla en 1887. Los finales del siglo XIX trajeron épocas de dificultad para el pueblo, tanto las epidemias del cólera, la filoxera que

arrasó gran parte de las plantaciones de la vid de la Axarquía y el terremoto de Arenas del Rey del 25 de diciembre de 1884, ocasionaron grandes destrozos y marchas a otros pueblos cercanos como Vélez Málaga. Durante la II República, los algarrobeños ven con alegría como uno de sus vecinos D. Enrique Ramos Ramos se convierte en Ministro de Trabajo y hace importantes avances tecnológicos como la llegada del teléfono al Ayuntamiento de Algarrobo.
Durante la guerra civil española, Algarrobo es tomada el 9 de febrero de 1937. Otra fecha de especial relevancia en la historia de la villa es el año 1975, cuando se recibe el premio provincial de embellecimiento de pueblos. La explosión turística de la Costa del Sol, hace que al igual que en otros pueblos de la Axarquía, se comience un desarrollo feroz en el litoral. Algarrobo Costa se convierte en una colonia alemana, principalmente, que llega al abrigo y el buen clima durante todo el año. Las empresas familiares que comercializan la famosa “torta de algarrobo” continúan llegando a nuevos mercados y haciendo publicidad constante de un producto que da fama y esplendor a Algarrobo.
Monumentos y lugares de interés
·         Iglesia de Santa Ana. Es una construcción del siglo XVI que destaca por el artesonado de
madera de sus techumbres y el camarín lateral del siglo XVIII. Existen referencias documentales a la misma en el siglo XVII. Es de planta rectangular con dos naves laterales y presbiterio en la cúpula del crucero, siendo su estilo de un barroco austero. La torre primitiva del campanario era de un solo cuerpo, incorporándose en el siglo XX un nuevo cuerpo para añadir un reloj donado por el Ayuntamiento. En la década de los años setenta del siglo pasado se electrificaron las campanas.
·         Ermita de San Sebastián. Se edificó en 1976 sobre una anterior ermita del siglo XVII ó XVIII. El trazado actual replica el anterior santuario que existía, está rodeado de bellos
jardines, fuentes y árboles. Desde su localización puedes disfrutar de unas magníficas vistas. Es de única nave rectangular, octogonal en la cúpula del crucero y de estilo barroco.
·         Ermita de Las Angustias. Se ubica a la salida de Algarrobo, es de pequeñas dimensiones
(unos 9 metros cuadrados, aproximadamente). La ermita actual vino a sustituir al anterior templo y está situado a unos metros del primitivo lugar.
·         Torres Vigías. Existen 2 torres almenaras en la costa, denominadas “la nueva” y “torre ladeada”. La primera se erigió en el siglo XVI y la segunda durante la época árabe.
·         Necrópolis de Trayamar. Tal como hemos apuntado en el apartado de la historia de Algarrobo, se trata de conjunto monumental más antiguo que se encuentra en el municipio. Está datada en el siglo VII antes de Cristo, habiéndose encontrado en su interior numerosos objetos que están expuestos en el Museo Arqueológico Provincial de Málaga. También puedes ver durante la visita una reproducción a escala de cómo debía ser la tumba en su momento. Está catalogada como Patrimonio Andaluz por su relevancia internacional a la hora de estudiar la civilización fenicia y su desarrollo hasta la época romana.
·         Morro de la Mezquitilla. Es otro foco importante del asentamiento fenicio que existió en la zona, estando considerado como uno de los más antiguos de la península ibérica. Está datado a finales del siglo IX antes de Cristo.

·         Playas. Algarrobo cuenta con dos playas principales, el enclave de Algarrobo Costa y la playa de la Mezquitilla. En ambos puntos se concreta buena parte de la infraestructura turística del municipio con tiendas, bares y restaurantes. Además, de algunos de los famosos chiringuitos malagueños en los que puedes degustar los típicos y sabrosos “espetos de sardinas”.

Rutas de senderismo y naturaleza
Al igual que en la mayoría de pueblos de la comarca de la Axarquía, su idílica ubicación a pies de la Sierra de Tejeda y Almijara, te ofrece la oportunidad de disfrutar de numerosas rutas de senderismo y actividades en contacto con la naturaleza. Igualmente tienes una amplia variedad de opciones deportivas en el mar, al aire libre y para la práctica del golf en el cercano campo de 18 hoyos de Baviera. Desde el mismo centro del pueblo parten algunas rutas populares como la que te lleva al Castillo de Bentomiz, al Arroyo de los Perales o a la costera localidad de Lagos. Os dejamos con un Vídeo de una de las rutas más populares de la zona

Gastronomía
Si hay un producto estrella y por el que es conocida internacionalmente Algarrobo, ése es por sus famosas “tortas de aceite”. Una auténtica delicia que se sigue preparando de manera artesanal. La llegada de los cultivos tropicales han incorporado nuevos sabores a su cocina, así nos encontramos aguacates, chirimoyas, mangos, papayas y un largo etcétera. Su localización a camino entre el mar y la montaña, hace que en la cocina de Algarrobo estén presentes tanto los pescados del litoral malagueño como las recetas serranas. Entre otros platos típicos y comunes con la gastronomía de la Axarquía, están los famosos espetos de sardinas, el gazpacho y el ajoblanco, receta tradicional de la cocina andalusí que se realiza con miga de pan, ajo, almendra y aceite. Sopa fría de un sabor riquísimo¡¡¡ y que se acompaña de trozos de uva, manzana o melón… En algunos de los restaurantes están presentes las recetas típicas apuntadas y otros platos de choto al ajillo, potaje de hinojos o los ceretes de higos, amén de las uvas pasas y los conocidos vinos moscatel. Numerosas alternativas tanto de restaurantes, bares y chiringuitos en la playa. Algunas opciones interesantes son: Restaurante el Cochinillo, Las Damas Tapas, Restaurante Pippo, Bravo, El Paraíso y un largo etcétera. Os dejamos con un Vídeo de TOP Restaurantes Pueblos-andaluces en Algarrobo: "Mesón Los Lobos".

Fiestas y tradiciones populares
El Patrón de Algarrobo es San Sebastián y se festeja el 20 de enero. La Semana Santa de Algarrobo, al igual que en otros Pueblos-andaluces, tiene un punto determinante: la Guerra Civil Española que supuso la desaparición transitoria de muchas hermandades y cofradías. La Cofradía de Nuestro Padre Jesús Nazareno y Nuestra Señora de los Dolores tiene una historia desde finales del siglo XIX, habiéndose reorganizado estatutariamente a partir de 1989. En la década de los años veinte, se vivía y meditaba la Pasión, estando organizadas las procesiones de Jueves, Viernes y Domingo de Resurrección por la hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno y Nuestra Señora de los Dolores. En los Santos Oficios del Jueves Santo destacaba la guardia romana que se montaba en el monumento, relevándose cada hora y así durante las 24 horas del
día que permanecía el Santísimo. Otro momento singular era el lavatorio de los pies de los mismos Apóstoles que también desfilaban en los cortejos procesionales con sus caretas representativas de cada discípulo. Ya por la noche, la procesión se abría con una gran Cruz conocida como el Sudario y terminaba con el trono de Nuestro Padre Jesús Nazareno seguido por la guardia romana, judíos y los Apóstoles.
El Viernes Santo era el día cumbre, realizándose por la tarde en
la Parroquia el “Sermón de las Siete Palabras”. Un gran velo negro cubría el altar mayor y detrás se ocultaba la imagen del Crucificado. En la última palabra que predicaba el Sacerdote, el velo se rasgaba en dos partes al mismo tiempo que se producía un ruido estremecedor y se
reproducía el momento de la Muerte y Descendimiento de Jesús hasta depositarlo en el Sepulcro.
El Domingo de Resurrección se trasladaba la imagen del Cristo Resucitado hasta la Loma del Ejido, lugar en el que en la actualidad se mantiene la Ermita de San Sebastián y allí esperaba la llegada de la Virgen vestida de blanco para celebrar la “Corrida de San Juan”, que consistía en que el citado apóstol
iba de un sitio a otro buscando al Resucitado y una vez que lo encontraba corría hacia la Virgen, portando claveles y rosas que depositaba en sus manos en señal de la Resurrección de Jesús. A continuación se portaban ambos tronos hasta la Iglesia a un ritmo de mecida rápida y marcha ligera. Las campanas y redobles de tambores daban esplendor al momento.
Las imágenes que existían durante esa época estaban atribuidas a la escuela de Montañez la del Nazareno y la de la Virgen de los Dolores a la escuela granadina del siglo XVII. Después de los terribles sucesos de la guerra civil española, sólo se conservaron la de la Virgen de los Dolores y la de una Inmaculada.
La imagen actual de Nuestro Padre Jesús Nazareno pertenece al imaginero sevillano Castillo Lastrucci de 1941, la del Crucificado fue adquirida en 1952 y la del Resucitado es una bella imagen que desde 1991 fue donada por la Cofradía homónima de Vélez Málaga.
La primera semana del mes de agosto es la Feria de Algarrobo. 

Para finalizar y como en cada nueva entrega de Pueblos-andaluces, os dejamos con un Vídeo de nuestra visita al pueblo. Disfrútalo y recuerda que Algarrobo es un pueblo típico de la Axarquía que te espera¡¡¡ Si quieres estar al tanto de todas nuestras noticias, suscríbete. Gracias.


No hay comentarios:

Publicar un comentario